6336435970_e82257563d_b

Los dos temas que ocuparon las principales columnas de Cd. de México y de Sonora

2019-03-16 | Mario Rivas Hernández | Sección: Te Recomendamos

Rumbos/Mario Rivas Hernández

¡QUE SEMANA, SEÑOR MÍO! ¡QUE SEMANA! Primero los rumores sobre la supuesta renuncia de CLAUDIA PAVLOVICH a la Gubernatura para ir en fórmula con el Dr. JOSÉ NARRO ROBLES a la dirigencia nacional del PRI, y luego el video que subió a las redes sociales El Maloro MANUEL IGNACIO ACOSTA.

Los rumores sobre la renuncia de CPA, como ya es del dominio público, resultaron ser eso: rumores.

Y el video del Maloro, levantó polémica y puso el dedo en la llaga de un tema que hasta ese momento se había mantenido en la charla de café, de sobremesa familiar, de cantina y allá en alguna fiesta de cumpleaños bajo los árboles.

Algunos dicen que al Maloro le faltó ser más explícito.

Y en cuanto al tema de la hipotética renuncia de Claudia, ahora el debate de café gira en torno de un punto que tiene sus aristas, no crea: quién o quienes pagaron columnas de los principales periódicos de la Ciudad de México, para que se hiciera correr el rumor a nivel mediático.

He ahí la cuestión.

Ciertamente, un rumor no nace de la nada. Siempre hay una intención al final del camino.

¿Cuál sería en este caso?

¿Presionar acaso para inducir a la mandataria a aceptar la invitación del Dr. Narro?

Se dicen cosas en la calle. Se dicen cosas.

Y lo del Maloro, ¿por qué hasta ahora salió a dar la cara?

Se la está jugando, eso no tiene vuelta de hoja. Pero, por fuerza, uno tiene qué preguntar y preguntarse: ¿De quién se está defendiendo? Y otra pregunta más: ¿Qué fuerzas poderosas estarían respaldándolo?

Estos dos eventos pusieron en ebullición al cotarro (dije, cotarro, no catarro, conste) político de Sonora, y no fue poca cosa, créame usted.

Pero a nivel nacional también se generaron acontecimientos que desataron una serie de comentarios encontrados.

Fue un asunto de ligas mayores.

Usted seguramente se enteró que el Presidente de la Cuarta Transformación, le pegó durísimo—golpe y mensaje, me parece—a empresarios de primera línea.

No fueron palabras del todo veladas. Fueron directas. Tanto así, que miembros del sector privado adivinaron de inmediato a quienes se refería López Obrador y por qué.

No es ningún secreto que el empresario consentido del sexenio es RICARDO SALINAS PLIEGO, dueño de TVAZTECA y de la cadena Elektra.

Tampoco se ignora qué banco es el favorito de AMLO para que maneje sus apoyos a pensionados, discapacitados y demás.

Se llama Banco Azteca.

Igualmente, Amlo ha dado claras muestras de que su líder favorito es NAPOLEÓN GÓMEZ URRUTIA, por quién lo arriesgó todo cuando le abrió las puertas de México—siendo Presidente Electo y de común acuerdo con el todavía Presidente Constitucional ENRIQUE PEÑA NIETO—.

Y no solo le abrió las puertas del país, sino que lo hizo candidato plurinominal de Morena al Senado de la República.

En una de sus ruedas de prensa mañaneras, AMLO aventó el fuetazo a empresario mineros y dueños de cadenas de tiendas.

¿A que viene todo esto?

A que un señor de nombre SERGIO ZARAGOZA, envió un mensaje en su cuenta de twitter, en este tenor: “Se los dejo de tarea: ¿Quién es el principal competidos de Coppel en el país? ¿Quién es el principal enemigo de Napito?”.

Hablé con un amigo mío, una de las principales fuentes de estos Rumbos y le pedí su asesoría.

Su respuesta fue concreta:

El principal competidor de Elektra, es Coppel y Elektra es propiedad de Ricardo Salinas.

El principal enemigo de Napoleón Gómez Urrutia, es ALBERTO BAILLERES, dueño, entre otras empresas, de Peñoles.

Así de claro.

Y el Presidente “golpea” a los enemigos y competidores de sus dos favoritos: Ricardo Salinas y Napito Gómez Urrutia”.

¡Vaya merequetengue!

En fin.

DE AQUÍ, DE ALLÁ Y DE MÁS ALLÁ

¡OH, LA LÁ! ESTE DÍA HABRÁ ROMERÍA de sonorenses hasta Hermosillo. Y es que un empresario ampliamente conocido y apreciado, celebrará su cumpleaños como Dios manda…

A esta fiesta anual suelen asistir políticos, empresarios, miembros de la grey católica, comunicadores, y, claro, funcionarios en funciones y ex funcionarios…

El cumpleañero se llama CARLOS RODRÍGUEZ, mejor conocido como el Kaly Rodríguez…

El Kaly, además de empresario, es algo así como el patriarca del grupo periodístico Mesa Cancún, que se reúne cada miércoles en uno de los reservados del Hotel Gándara…

El Kaly fue hermano de JULIO CÉSAR RODRÍGUEZ, cenecista de pura cepa, amigo de mis amigos JULIÁN LUZANILLA, TOÑO CUADRAS GARCÍA, RAÚL ACOSTA TAPIA, DANIEL TRELLES IRURETAGOYENA y otros…

En lo personal, le conocí durante una gira del entonces precandidato a Senador por el PRI, EDUARDO BOURS CASTELO. El camión en el que nos trasladábamos en la gira, era propiedad del Kaly Rodríguez…

A esa primera gira le seguirían muchas más, pues después de esa campaña del fatídico año 2000, continuarían las de 2003, que fueron precampaña y campaña para Gobernador…

El Kaly siempre iba en uno de los asientos…

Por lo pronto, ayer me comentaba Julián, que hizo viaje exprofeso desde Ciudad Victoria, Tamaulipas, para acompañar a su cuate el Kaly, en tanto que ANTONIO ASTIAZARÁN GUTIÉRREZ y DANIEL TRELLES, también se presentaron prestos para estar en la gran fiesta…

Esta columna por esta vez no podrá dejar constancia pública de cuantos años cumple hoy Carlos Rodríguez…

Nadie sabe, nadie supo…

A PROPÓSITO DE JULIÁN, un tema que abordamos con singular placer, fue el de la personalidad auténtica del Dr. SAMUEÑ OCAÑA GARCÍA, exgobernador de Sonora entre 1979 y 1985…

Ambos lo conocimos de diferentes maneras y en distintas circunstancias…

Julián, como un joven que empezaba a hacer sus pininos en las lides cenecistas con mentores como IGNACIO MARTÍNEZ TADEO, RUBEN DUARTE CORRAL y otros…

Y yo, desde la trinchera, primero del vespertino La Extra de la Tarde, cuyo director era el inolvidable Periodista HERIBERTO LEÓN PEÑA, y después, desde mi periódico El Observador, entre los años 1981 y 1983…

Y Julián y yo coincidimos: era—y es—un hombre austero, humilde en su vida personal, que solía llegar muy temprano a Palacio de Gobierno, subir a su despacho por los escalones y en el trayecto detenerse a saludar gente, a escuchar quejar, demandas, que atendía y algunas las resolvía allí mismo…

Otras de sus costumbres que en su sexenio se pusieron de moda, era salirse de Palacio con su gabinete a visitar comunidades en la sierra, y bajo los árboles y bajo una ramada, tomar decisiones y dictar instrucciones a sus colaboradores…

Conocía la vida de los rancheros, no solo de los criadores de ganado, sino de los humiles serreños que tenían una vaquita y dos cerdos y sus gallinas para los huevos del desayuno…

Así conocimos Julián y yo a Samuel Ocaña pero desde diferentes trincheras…

Buen hombre, sin duda…

Es todo.

Le abrazo.

rumbosmrivas@outlook.com